SEMILLAS HÍBRIDAS

La semilla es considerada el insumo más importante y económico para los cultivos, ya que insumos como fertilizantes, agua, maquinaria y mano de obra son mucho más caros. Las semillas de buena calidad han impactado de forma importante la revolución verde y han mostrado un incremento en la producción y economía donde se desarrollan.

¿Qué son las semillas híbridas?

El significado de las semillas híbridas podemos definirlo como el resultado de la polinización cruzada de dos diferentes variedades de plantas y puede darse de manera natural o artificial.

Ahora bien, podemos preguntarnos: ¿cómo se obtiene o produce la semilla híbrida?. Un aspecto clave para su obtención es el evitar que las plantas se autopolinicen para lograr una cruza de dos líneas con características deseables, es decir, este proceso busca tomar las mejores cualidades de cada uno para crear una nueva generación de semillas que traerá  consigo mejor calidad en el fruto u hortaliza.

En resumen, para producir el híbrido F1, las plantas madres deben descender de líneas puras para así poder transmitir las cualidades o características deseadas.

Historia de las semillas híbridas

En Europa a principios del siglo XVIII, se tienen registros de los primeros comienzos de la comercialización de las semillas de hortalizas dada la demanda de satisfacer las necesidades de la agricultura en América, lo que propició que los pequeños agricultores y productores dieran el salto a ser empresas más grandes y reconocidas. A principios del siglo XX, dichas compañías comenzaron a cultivar hortalizas híbridas, lo que dió una creciente prosperidad a la industria por ser resistentes a las plagas, con características únicas en comparación con las que no lo eran. Sin embargo, el comienzo de la Segunda Guerra Mundial marcó para siempre la industria semillera, pues Europa quedó aislada del resto del mundo y era la fuente principal del comercio de semillas.

Desde la década de 1980, las compañías de semillas se vieron beneficiadas pues se les permitió patentar la genética de sus propias semillas, dando como resultado una garantía en las especies contenidas en cada semilla al tener una gran calidad y resistencia para permanecer hasta el tiempo de cosecha.
Así pues, la producción de semillas híbridas ha suscitado grandes avances en la productividad de los cultivos a nivel mundial y va en aumento, ya que su implementación se ha visto reflejado en la reducción de costos de producción e incrementado la demanda en el exterior. Cada vez más, los avances científicos en materia agrícola aportan mayores recursos para que, quienes las implementan, puedan obtener los resultados más óptimos que necesitan cada año.

Ventajas y/o beneficios de las semillas híbridas

Existen múltiples ventajas para quienes siembra semillas híbridas: 

  • Las plantas cultivadas logran la igualdad en factores como la altura, color de granos,  tiempo de madurez, lo que permite una producción uniforme al facilitar las labores de campo.
  • Resistencia a diversas plagas y enfermedades gracias a que hay mayor vigorosidad en los frutos.
  • Mayor rendimiento y calidad en los granos.
  • Crecimiento más rápido, lo que se traduce en mayor productividad

Si bien, a pesar de que hemos hablado de sus ventajas, podría decirse que una desventaja es que, en la mayor parte de los casos, las semillas de plantas híbridas tienen la dificultad de germinar, y si lo llegan a hacer, tendrán características completamente diferentes a la antecesora. Sin embargo, a pesar de esto, actualmente son de gran ayuda para el sector agrícola por los grandes beneficios que aportan a dicho segmento.

Así pues, el desarrollo de semillas híbridas ha suscitado grandes avances en la productividad de los cultivos a nivel mundial y va en aumento, ya que su implementación se ha visto reflejado en la reducción de costos de producción e incrementado la demanda en el exterior. Cada vez más, los avances científicos en materia agrícola aportan mayores recursos para que, quienes las implementan, puedan obtener los resultados más óptimos que necesitan cada año.

Diferencia entre semillas orgánicas, híbridas y transgénicas

Es importante mencionar el principio de las semillas orgánicas, ya que son de origen natural, pues se basa en cultivar, cosechar y manipular dichas semillas utilizando conocimientos sobre naturaleza, aislando la idea de utilizar tratamientos químicos para su conservación y producción.

Debido a que siempre ha surgido la búsqueda de mejorar los cultivos, existe otro tipo de semillas: las híbridas. A diferencia de las semillas orgánicas, donde gracias a elementos como los polinizadores estas semillas se reproducen naturalmente, las semillas híbridas se hacen debido al cruce de dos variedades con características deseables. Sin embargo, cabe destacar que solamente la primera generación tendrá éstas cualidades, pero, de igual forma, son tan naturales como las orgánicas.

Por su parte, las semillas transgénicas son aquéllas que sufren una modificación genéticamente dentro de un laboratorio. Esto quiere decir que uno de sus genes se reemplaza por otro. Con ésta práctica se pretende lograr que los cultivos sean más resistentes a plagas y que sean alimentos más  nutritivos y llamativos. Sin embargo, hoy en día nos resulta adquirir productos puros al conservar su olor y características naturales, además de que se le han atribuido una serie de efectos que perjudican tanto a nuestra salud como al medio ambiente.

En Geneseeds estamos comprometidos en brindarte semillas de la más alta calidad preservando éstos dos factores que estamos conscientes, son importantes para ti.

Geneseeds y su presencia en la Venta en el Mercado de Semillas

Tenemos presencia en el mercado desde hace casi 20 años. Somos una reconocida comercializadora de semillas en toda la República Mexicana y con una amplia gama de semillas de gran calidad y que garantiza el mejor rendimiento y nutrición de cada cultivo.

Te invitamos a ponerte en contacto con nosotros para obtener tus semillas híbridas u OP. Descarga nuestro catálago y entérate de nuestras promociones. ¡Será un placer atenderte!

¿Cómo hacer Semillas Híbridas de Tomate?

Está claro que los tomates son, sin duda alguna, uno de los principales ingredientes en la mayoría de las cocinas, especialmente por ese sabor que dá a cada comida y por sus beneficios, pues es una hortaliza baja en sodio y con gran cantidad de minerales y vitaminas.

Ahora bien, qué es semillas híbridas de tomate?. Como se ha dicho anteriormente, las semillas híbridas se generan debido a la polinización cruzada de dos diferentes variedades. Cabe decir que los tomates que decidas mezclar para crear tus propios híbridos de tomate deben ser originales, ya que puedes experimentar con ellos y obtener el color, tamaño y sabor que quieras. A continuación te mostramos los pasos que hay que tomar en cuenta para que conozcas cómo obtener semillas híbridas de tomate:

Paso 1

Debes seleccionar dos plantas progenitoras que estén sanas y maduras para gozar de las características deseadas, como tamaño del tomate, color, textura, entre otros.

Paso 2

Envuelve una bolsa pequeña en torno a una flor de cada planta de tomate (antes de que éstas abran). Sujeta la bolsa con una tira de alambre alrededor del tronco para mantener la bolsa en su lugar. Retira las bolsas una vez que las flores abran.

Paso 3

Detecta las múltiples anteras (mirando al interior de la flor) que llevan plataformas de polen. Toma la base de una antera con unas pinzas y, con mucho cuidado, arráncala de la flor.

Paso 4

Lleva la antera al centro de la flor de tu otra planta y frota la punta (cubierta de polen) de la entera sobre el extremo del pistilo del único estigma dentro de la flor y coloca nuevamente la bolsa de plástico cubriendo esta flor.

Paso 5

Una vez detectes el cierre de la flor, retira la bolsa unos días después de que los pétalos hayan caído. Mantén la tira de alambre en el tallo y espera a que el fruto madure y crezca en el tallo.

Paso 6

Corta el tomate y ábrelo en un colador de malla de alambre y exprime su pulpa. Enjuaga las semillas y sepáralas hasta que, lo único que queden sean las semillas.

Paso 7

Extiende las semillas sobre un plato de papel formando una sola capa y déjalas que sequen durante una o dos semanas. Introduce las semillas en un sobre y escribe el año y ambos tipos de tomates que utilizaste para formar el híbrido. Almacena tus semillas en un lugar fresco y seco para que puedas utilizarlas en tu siguiente plantío.

Ahora bien, si estás preguntándote, ¿dónde comprar semillas híbridas de tomate?

Te invitamos a contactarnos haciendo clic a éste link: Mas Información para poder comunicarnos contigo y darte la información que necesitas.

Imágenes de Semillas Híbridas

En Geneseeds contamos con una extensa variedad de semillas tradicionales de excelente calidad, sabor y nutrición. 

  • Ejemplos de Semillas Híbridas

Te invitamos a dar clic en nuestra sección de productos para que conozcas nuestras variedades de semillas híbridas. Variedades Híbridas

¿Cómo germinar Semillas Híbridas?

Las semillas grandes como la calabaza, deben ser sembradas directamente en el huerto; pero las semillas pequeñas, como el tomate y la lechuga, deben ser germinadas en camas y luego transplantarlas al huerto. Uno de los aspectos importantes que hay que tomar en cuenta es que el suelo de las camas de germinación debe estar sin ningún tipo de de piedras, ramas, etc. y debe estar elevado a unos 15 cm del suelo.

Es importante hacer una mezcla con arena para evitar cualquier infección en la semilla con hongos y facilitar su drenaje. Puedes compactar el suelo con una tabla plana y, posteriormente, hacer surcos en el suelo donde será sembrada la semilla, cubriéndola con tierra. Párate sobre la tabla para aplanar aún más el suelo. Finalmente, coloca una pequeña capa de hierba y riega la cama. Como se ha comentado anteriormente, la calidad de la semilla que se utilice determinará el éxito de un cultivo. Es por ello que en Geneseeds, nos aseguramos que cada semilla posee las características que desea y busca el mercado.

Deja un comentario

0 Compartir
Twittear
Compartir
Pin